Lunes, 14 Diciembre 2015 19:00



Inicia la transformación del transporte público colectivo en Medellín y el Valle de Aburrá

  • A través de convenios de colaboración empresarial, la Alcaldía de Medellín y el Área Metropolitana asumieron el reto de reorganizar el transporte de la ciudad y el Valle de Aburrá.
  • Con el programa Transporte Público de Medellín (TPM), la ciudad cuenta con 20 acuerdos de colaboración empresarial.
  • “TPM traerá un servicio más rápido, económico, seguro y amigable con el medio ambiente, es un hito en movilidad sostenible en el país”, expresó el Alcalde de Medellín. 

En la foto, el alcalde de Medellín, Aníbal Gaviria Correa, en el acto protocolario de presentación del TPM. Fotos Andrés Zapata

La Alcaldía de Medellín y el Área Metropolitana del Valle de Aburrá adelantan la reorganización del transporte público colectivo para que los ciudadanos disfruten de un servicio eficiente, seguro, amigable con el medio ambiente y que aporte a su calidad de vida.

“Hoy damos un paso gigante en el transporte público de Medellín con la presentación de resultados del proyecto TPM en conjunto con el Área Metropolitana”, dijo el mandatario local.

De los 5.200 buses que circulan actualmente por el Área Metropolitana, se racionalizarán 950. En Medellín específicamente, con el programa TPM, dejarán de entrar al centro 660 buses de los 3.000 actuales.

En la foto, modelos de buses del TPM que circulan por las cuencas de Área Metropolitana.

Además, la flota existente se reemplazará gradualmente por buses como los que fueron presentados hoy en acto al que asistió el alcalde de Medellín, Aníbal Gaviria Correa; el director del Área Metropolitana del Valle de Aburrá, Hernán Darío Elejalde;  alcaldes del Área Metropolitana; representantes del Metro; empresarios y conductores del programa de transformación del transporte público colectivo; y usuarios del transporte. 

“Estamos hablando de más de 1.680.000 ciudadanos que se beneficiarán y que ahora avanzan hacia un sistema más rápido, más económico, más cómodo, más seguro y más amigable con el medio ambiente”, expresó el Alcalde de Medellín.

A través de un trabajo conjunto con transportadores y la firma de convenios de colaboración empresarial, los empresarios del transporte público asumieron el reto de reorganizar, racionalizar y operar las nuevas rutas de buses con una flota moderna, accesible y limpia. Para esta iniciativa, la Alcaldía de Medellín invirtió $62.000 millones.

“La reestructuración del transporte público de Medellín se realiza para brindar un servicio de calidad y eficiencia al ciudadano. Queremos en el futuro brindar un transporte más amigable con el medio ambiente: con combustible a gas, que los buses no lleven sobrecupo, con control de flota y de los límites de velocidad por medio de tecnología y con recaudo electrónico”, expresó el secretario de Movilidad de Medellín, Ómar Hoyos Agudelo.  Así mismo, precisó que en el futuro se tiene contemplado que el ingreso de buses al Centro de Medellín sea ordenado y cuente con paraderos específicos. 

Las cuencas en el Área Metropolitana

El Área Metropolitana del Valle de Aburrá aprobó la operación de las rutas divididas por cuencas:  Cuenca 1 (Bello) a la Unión Temporal Bellanita Group integrada por Bellanita de Transportes y Taxycol; Cuenca 2 (Bello) a la empresa Hato Viejo; Cuenca 4 (Itagüí, Medellín, La Estrella) a la Alianza MEI; Cuenca 5 (Envigado y Sabaneta) a la Unión Temporal TIO; Cuenca 7 (Copacabana, Girardota y Barbosa) Unión Temporal Masivo del Norte; y Cuenca 9 (Caldas) a la Unión Temporal Vamos al Sur.

Igualmente, la Alcaldía de Medellín, a través del TPM, aprobó 20 convenios de colaboración empresarial, una figura que permitió a los transportadores unirse para la prestación del servicio en sistemas de ruta específicos bajo condiciones de calidad, eficiencia y sostenibilidad. Desde la primera semana de octubre algunas de las rutas de Medellín y sus corregimientos, iniciaron la modificación de su imagen y cambios de vehículos.

Haga clic en la imagen y amplíe información del programa TPM en Medellín.

Entre los cambios, que ya se evidencian en la operación de las cuencas metropolitanas y que para Medellín se harán paulatinamente, se incluye el pago de pasaje con Tarjeta Cívica, control y gestión de flota, intervención en los paraderos, señalización, entre otros.

El pago con Tarjeta Cívica operará a partir del 26 de enero de 2016 en las rutas integradas de la cuenca 7 (Copacabana, Girardota y Barbosa) operada por la empresa Masivo del Norte, permitiendo a los pasajeros integración tarifaria en la prestación de los servicios de transporte y los beneficios que trae la utilización de la tarjeta.

Visto 4796 veces